Lithops

El grupo de las plantas suculentas incluye un amplio y variado tipo de plantas cuya morfología y aspecto las hacen únicas. Dentro de este grupo de plantas suculentas que impactan por lo original de su diseño se encuentra la llamada cactus piedra o lithops.  Esta planta que asemeja a una piedra, de allí su nombre, es una suculenta de la familia de las Aizoaceae, originaria del sur de África donde recibe nombres tan peculiares como pezuña de ganado o pezuña de oveja, dado su parecido con la huella de estos animales. Como ves aunque no pertenece a la familia de las Cactáceas, recibe el nombre de cactus por lo distintivo de sus hojas, las cuales imitan rocas, muy parecidas a las encontradas en su hábitat natural.

lithops flores amarillas maceta

El lithops o plantas piedra es una suculenta de pequeño tamaño y hojas muy carnosas, cuya forma y color imitan a las rocas, de allí que reciban el nombre de cactus de piedra y son muy apreciados por coleccionistas de plantas raras en todo el mundo por su original y único diseño. Están formadas por dos hojas muy gruesas o carnosas que se unen sobre el suelo y que se conectan al tallo, el cual es subterráneo. En ocasiones la fusión de las hojas es tan fuerte que no se evidencia y parece haber una sola hoja en la planta.  

Por su origen, son plantas que resisten muy bien ambientes de sequía y bajas temperaturas. Sin embargo su punto débil es el agua. Un exceso de ésta puede hacer estallar las hojas o pudrir el tallo y la raíz, matando lógicamente a la planta. Estas suculentas también florecen y dan una sola flor muy parecida a la margarita que por su tamaño puede llegar a ocultar totalmente a la planta. Un detalle importante es que la flor sólo abre por las noches, es decir, es de floración nocturna.

Los cactus piedra incluyen una amplia variedad de especies y coloraciones y pueden cultivarse tanto en ambientes interiores como en jardines exteriores. Son de lento crecimiento y tardará al menos 3 años desde su siembra para florear. Las nuevas hojas aparecerán entre la fisura de unión, así como la flor.

lithops colores suculentas

Cuidados del lithops

Iluminación

Dado que son plantas de hábitat original desértico requieren de una buena dosis de iluminación natural, llegando a soportar la incidencia directa de los rayos del sol siempre y cuando no exceda la temperatura de 35 grados. Sin embargo, no son tolerantes a ambientes fríos o de baja temperatura y las heladas pueden llegar a matar la planta.  

Riego

Si hay un factor con el que debes tener mucho cuidado es con el riego. El lithops requiere de muy poca agua y de hecho un exceso de ella terminara por matar la planta. Para evitar la muerte por un exceso de agua debes respetar los ciclos de vida de la planta y por ello el riego variará dependiendo de la estación del año y por ende de la etapa metabólica en que se encuentre la planta. Esto hace que el cactus de piedra necesite de una frecuencia de riego muy diferente a la de las mayoría de las suculentas que generalmente se cultivan. Por regla general, debes regar cuando observes marchitez o arrugamiento de las hojas y de preferencia debes regar en horas de la tarde.

lithops maceta pequeña

El lithops pasa por dos ciclos de actividad:

  • uno donde ocurre el crecimiento de nuevas hojas y floración
  • y otro de reposo o latencia donde la planta está en descanso

El riego es seguro hacerlo durante el periodo de crecimiento y evitarse en los periodos de latencia, principalmente en invierno debes abstenerte totalmente de regarlo. Regar sin respetar estos ciclos puede provocar el estallido de las hojas por exceso de agua. Recuerda que al ser una planta suculenta, las hojas viejas suministran el agua necesaria para las nuevas hojas que se están formando. Si cultivas el lithops en maceta debes tener cuidado de que no quede agua estancada en la misma y en el sustrato. Aunque te parezca increíble se han encontrado lithops que han sobrevivido sin problema hasta 5 meses sin ser regados en ambientes que son húmedos.

Sustrato

Si un exceso de agua puede llegar a provocar la muerte de una planta de lithops, el sustrato donde lo sembremos debe tener un excelente drenaje. Para ello el sustrato para lithops más recomendado es el que está conformado por una mezcla de arena gruesa o de río, grava y muy poca cantidad de materia orgánica. Puedes utilizar también sustrato especial para cactus que garantiza un buen drenaje del agua. Por lo general no se recomienda añadir fertilizante pues no es necesario.

flor amarilla lithop

Cómo plantar lithops

Los lithops pueden reproducirse de dos maneras: por semillas o por división de hojas de la planta, aunque lo más usual es reproducirla a través de lithops semillas.

Plantar lithops por semillas

Si usas el método de semillas se recomienda sembrar después de pasado al menos 1 año desde su recolección para asegurar una buena germinación. De hecho puedes guardar las semillas por varios años antes de sembrar y mantendrán su viabilidad. Utiliza un recipiente o maceta preferiblemente de barro en la que colocaras sustrato que sea de composición principalmente mineral y con muy poca materia orgánica.

Las semillas de lithops deben ser esparcidas y no enterradas en el sustrato y luego cubrirás la maceta con un plástico transparente para favorecer un ambiente húmedo que estimule la germinación. Este plástico lo mantendrás por una semana al término de la cual lo perforaras  para que circule el aire y llegada la tercera semana lo retiras completamente. La maceta debes colocarla en un ambiente con buena iluminación natural pero que no reciba sol directo. Riega con cuidado sin anegar el sustrato respetando la norma de dejar secar el sustrato entre riegos.

Plantar lithops por división de hojas

La otra forma de reproducir lithops es por división pero para ellos debes disponer de plantas de lithops de gran tamaño para que puedas separar hojas de plantas que han crecido a partir de una misma raíz y poder sembrarlas siguiendo las recomendaciones para el cultivo de suculentas.

    Deja un comentario